Biblioteca Pública de Nueva York en 1911: vista transversal

Anuncios

Un bibliotecario “terrorista”

Francesc Ferrer i Guardia en 1909

A inicios del siglo XX funcionó en Barcelona un proyecto pedagógico llamado la “Escuela Moderna“, fundada por Francesc Ferrer i Guardia. Con este proyecto, pretendía impartir educación a la clase trabajadora de manera racionalista y secular. Esto provocó que fuera perseguido por la Iglesia Católica y los conservadores.  En ella por primera vez niños y niñas acudían a clases juntos. Según sus palabras “los niños y las niñas tendrán una insólita libertad, se realizarán ejercicios, juegos y esparcimientos al aire libre, se insistirá en el equilibrio con el entorno natural y con el medio, en la higiene personal y social, desaparecerán los exámenes y los premios y los castigos”. Es decir, una

Mateo Morral

mentalidad adelantada varias décadas a su época. Un revés tremendo para sus propósitos fue que su bibliotecario, Mateo Morral, perpetuó un atentado

frustrado contra Alfonso XIII, o que acarreó el cierre de la Escuela durante meses y su encarcelamiento por complicidad, aunque finalmente fue absuelto de los cargos.

Tomado de la revista Historia y Vida